Descubre los mejores rincones de Ámsterdam

 

Ámsterdam es una ciudad difícil de olvidar. Los colores de sus casas, el encanto de sus canales, la magia de sus puentes y el relax de sus parques harán que te enamores perdidamente de ella. Más allá de los coffee shops, Ámsterdam está repleta de sitios increíbles donde disfrutar del buen rollo que hay en la ciudad. Descubre qué ver en Ámsterdam con la ruta de dos días de Airhopping.

Lugares que visitar en Ámsterdam

Barrio Rojo. Este turístico barrio presenta una realidad que puede ser difícil de entender a primera vista. Para conocer a fondo lo que hay detrás del Barrio Rojo y sus escaparates, te recomendamos que hagas un tour guiado. Ojo, las autoridades han decidido limitar el horario de los tours a partir de 2020, ¡así que resérvalo con tiempo!
Rijksmuseum. El Museo Nacional de Holanda, considerado como el mejor museo del país y repleto de obras de arte alucinantes, es una visita obligada en tu viaje a Ámsterdam. Está en la plaza de los museos, así que puedes aprovechar y entrar en otros que te interesen.
Mercado de las flores. El Bloemenmarkt es un mercado flotante que te alegrará la vista y el olfato y, además, es el sitio con las flores más asequibles y de mejor calidad. ¡Aprovecha y compra unos tulipanes de recuerdo!
Biblioteca Pública de Ámsterdam. Más de un millón y medio de libros componen esta biblioteca: la más grande de Europa. Sube a la séptima planta para disfrutar de una panorámica increíble.
Museo Ana Frank. La casa donde Ana Frank se escondió y escribió su diario es uno de los sitios más simbólicos de Ámsterdam. Es necesario reservar tu visita en la web oficial del museo.
Calle Zeedijk. Esta calle que recorre la parte medieval es una zona muy animada, repleta de cafés y tiendas con mucho encanto. En ella da comienzo el Barrio Chino, y aunque no es muy grande, merece la pena echarle un vistazo. ¡Es uno de los barrios chinos más antiguos de Europa!
Barrio Jordaan. Piérdete entre las calles y puentes de este barrio para descubrir los canales y casas más bonitos de Ámsterdam.
Jardín botánico. Escapa de los turistas y disfruta de la naturaleza en uno de los jardines botánicos más antiguos y bonitos del mundo. ¡Te va a encantar!
Vondelpark holland. El parque más grande de Ámsterdam es el lugar perfecto para comer tirado en el prado si hace buen tiempo y desconectar del bullicio de la ciudad. ¡Coge una bici y piérdete por el parque!

Ámsterdam en 2 días

Desde el aeropuerto es muy fácil llegar al centro de Ámsterdam cogiendo el tren. Solo tienes que ir a las máquinas del aeropuerto y sacar el billete que pone Centraal. No es una ciudad muy grande: puedes llegar a todos lados caminando, pero si tienes prisa o, directamente, no te apetece andar, te recomendamos alquilar una bici por horas (aunque cuidado, la gente utiliza las bicis a diario para todo, ¡entienden que la carretera es suya!).

1er día:

Empieza tu viaje en Ámsterdam con un free tour que te lleve a los sitios más importantes: la plaza de Dam, el monumento a los Caídos, Begijnhof, un barrio solo de mujeres, el famoso mercadillo de segunda mano de Waterlooplein y la plaza Spui, una de las más bonitas de Ámsterdam.
Coge fuerzas en Cafe Sonneveld y prueba el plato típico de Ámsterdam: el stamppot, una especie de puré de patatas. Puedes combinarlo con las costillas, el plato estrella del restaurante. El Stroopwafel, gofre típico de Ámsterdam disponible en cualquier puesto callejero, es un postre obligado. ¡Pídelo calentito y con mucho chocolate!
Otro de los lugares más populares de Ámsterdam es el Barrio Rojo. Reserva un tour guiado; a nosotros nos ayudó a entender bien la realidad del barrio y a disfrutar mejor de la visita.
Date un paseo por la calle Zeedijk y el barrio Jordaan para conseguir algunas de las fotos más bonitas de tu viaje.
Cannibale Royale es uno de los sitios más recomendados de Ámsterdam para cenar y está en pleno centro. ¡A nosotros nos flipó la hamburguesa vegetariana “Le possible”!
Aprovecha la noche para pasear por las calles y puentes iluminados de Ámsterdam. Ve a Herengracht, al puente de los 15 puentes. Estarás en el único sitio de Ámsterdam desde donde se pueden ver 15 puentes seguidos.

2do día

Comienza tu segundo día con una visita al famoso mercado de las flores. Muy cerquita, encontrarás un montón de tiendas de quesos, donde podrás probar algunos gratis.
Tenemos que hacer mención especial y convertir en parada obligatoria a las galletas de Van Stapele. Las amasan al momento, están cubiertas de chocolate, y no pueden estar más ricas.
Puedes terminar la mañana adentrándote en la triste historia de Ana Frank con una visita a la que era su casa.
Para comer, prueba las mejores patatas fritas de Ámsterdam, en Manneken Pis. Justo al lado está la fábrica de chocolate. Entra y sumérgete en un mundo alucinante. Puedes bajar la comida dando un paseo por el parque Vondelpark Holland, uno de nuestros rincones favoritos de la ciudad.
No muy lejos del parque está la plaza de los Museos, en la que podrás ver el Rijksmuseum o el museo de Van Gogh entre otros.
Cruza gratis al otro lado de Ámsterdam en ferry y disfruta de unas vistas impresionantes por el camino. Si prefieres ver la ciudad desde las alturas, te recomendamos la Biblioteca Pública.
Si has decidido coger el ferry para ir al otro lado de la ciudad, puedes ponerle el broche a tu viaje con una cena de diez en The Butcher Social Club; para muchos locales, uno de los restaurantes con las vistas más espectaculares.

Cerca de Ámsterdam

. Si tienes tiempo, hay algunas joyas en los alrededores de la ciudad que merece la pena descubrir. Los jardines Keukenhof, que forman el parque de flores más grande del mundo, son una auténtica pasada. Solo está abierto de marzo a mayo, así que si vas en esas fechas, reserva con tiempo. También puedes hacer una excursión a la parte más rural de Holanda y descubrir Zaanse Schans, Marken y Volendam. Verás casas tradicionales, molinos de viento y fábricas de queso.

Viajes baratos multidestino con Airhopping

Déjate enamorar por Ámsterdam y otras tres ciudades europeas por el precio de un billete de ida y vuelta. Airhopping te lleva por toda Europa a precios inigualables. Planea tu viaje y visita Oporto, Ámsterdam, Londres y Dublín en un mismo viaje. ¡Reserva ya tu experiencia multidestino con Airhopping y aprende a viajar barato de una vez!